Un estudio revela que cada persona puede ver distintas imágenes por segundo (FPS), ¿no estaba el ojo humano limitado a 30?

Cada vez que jugamos a videojuegos, parece que los 60 FPS son el estándar, pero muchas veces no llegamos ni a verlos. Varias generaciones de consolas como la PS3, Xbox 360, PS4 y Xbox One, acabaron normalizando los 30 FPS, pues la gran mayoría de juegos no lograba superar esa cifra. Con la actual generación de consolas seguimos estancados en los 30 FPS si ponemos modo calidad o Ray Tracing. No parece tan preocupante si luego vemos noticias que mencionan que el ojo humano ve todo a 30 FPS, pero entonces no tendría sentido usar monitores de muchos Hz. Ahora un estudio ha declarado que cada persona puede ver a distintos FPS y dependerá de nuestra capacidad de detectar parpadeos de luz.

Si eres jugador de videojuegos, habrás oído hablar de los FPS o imágenes por segundo. Esta métrica es muy importante, pues nos permitirá saber como de fluido es el movimiento del personaje, cámara y en general, la experiencia jugable. Es cierto que solo con los FPS no podemos garantizar esa fluidez que todos deseamos, pues ahí hay que tener en cuenta los "frametimes" y los FPS mínimos, para ver la variación entre estos en intervalos cortos de tiempo y así detectar el stuttering.

Se ha realizado un estudio que determina que cada persona ve a distintos FPS usando luz parpadeante a distintas velocidades

Esta vez no vamos a centrar en estos detalles técnicos y nos vamos a ir a algo más sencillo y universal como los FPS. Las imágenes por segundo, como su nombre indican, van a ser nuestra referencia a la hora de jugar y que no se sienta que va todo ralentizado o a saltos. Hay quienes aseguran que el ojo humano solo puede ver 30 FPS y con esa excusa, nos tenemos que conformar con juegos de consolas como la Nintendo Switch donde la gran mayoría de juegos no superan esa cifra. A la hora de ver películas, prácticamente todas estas se graban a 24 FPS y hay personas que consideran que eso ya es suficiente para ese tipo de contenido.

Si eres jugador de PC y te has comprado un monitor de 240 Hz para jugar shooters competitivos (suponiendo que consigues 240 FPS), probablemente habrás notado que si hay una diferencia significativa frente a 60 FPS y mucho más comparado a 30 FPS. Sin embargo, esta diferencia no la notarás igual tú que el resto de personas y ahí es donde un estudio reciente ha sacado conclusiones. Los investigadores del Trinity College de Dublín han hecho un experimento con luz parpadeante para ver nuestra capacidad de visión y así determinar los "FPS que podemos ver".

Hay quienes pudieron ver más de 60 destellos por segundo y otras personas no llegaban a ver 35 destellos por segundo

 0

Para las pruebas, estuvieron presentes 80 hombres y mujeres de entre 18 y 35 años, los cuales se sometieron a la luz parpadeante. Aquí se descubrió que había personas que no podían detectar el parpadeo a 35 destellos por segundo. Mientras tanto, había otras personas que podían observar el parpadeo a más de 60 destellos por segundo, que sería el equivalente a más de 60 FPS. Por otro lado, hay aves como el halcón peregrino que pueden detectar hasta 100 imágenes por segundo.

Dado que al final un monitor o una TV simula estos parpadeos de luz con la tasa de refresco de imagen, podemos hacer un equivalente bastante aproximado con los FPS. En estos resultados utilizando una muestra de pocas personas, ya ha habido sujetos que podían llegar a detectar el doble de destellos en este tipo de pruebas. En la práctica, aquellas personas que pueden detectar más destellos de luz tienen acceso a una ventaja competitiva en juegos, pues al final logran conseguir más información visual en los fotogramas y tienen una respuesta más rápida.