OpenAI va a por NVIDIA con dos opciones: crear sus propias FAB de chips, o usar a TSMC y Samsung para producir sus GPU

La IA ha hecho posible que podamos automatizar tareas y ahorrar mucho tiempo y dinero en ciertos sectores, como la investigación. Esto incluye también la IA capaz de reemplazar los trabajadores, pues ya hemos visto empresas que, para ahorrar dinero, han sustituido a parte de su plantilla. Aunque los resultados de la inteligencia artificial nos sorprenden, el punto negativo es que entrenar un modelo de IA requiere una enorme capacidad de cálculo. Es por ello, que Sam Altman, CEO de OpenAI, ha dicho que planea crear una red mundial de FAB de chips, para competir contra las GPU de NVIDIA, pero para ello tendrá que recaudar miles de millones de dólares.

Una de las compañías más importantes del mundo actualmente es OpenAI. Apenas tiene antigüedad (fundada en 2015) comparada con otras empresas del sector tecnológico y sin duda, no es tan conocida como es Google, Microsoft o Amazon. Sin embargo, OpenAI tiene una ventaja que nadie más posee y es el hecho de que es la desarrolladora de ChatGPT, el chatbot IA más avanzado del mundo. Ni siquiera Google o Microsoft han podido sacar algo comparable a ChatGPT y de hecho, esta última directamente ha preferido tenerla como aliada tras invertir millones en ella.

OpenAI busca crear una red mundial de fábricas de chips para evitar depender de NVIDIA

Sam Altman vuelve CEO OpenAI

OpenAI está liderada por Sam Altman, el cual ha sido su CEO hasta que fue expulsado por la junta y acabó volviendo a ser contratado, un sucedo que pasó hace unos meses. Salvo esto, todo lo demás podemos decir que le ha ido genial a la compañía, pues actualmente tiene más de 700 empleados con ingenieros ganando hasta 800.000 dólares al año. Además, sus ingresos anuales de 2023 fueron de 1.600 millones de dólares, una cifra impresionante. A pesar de estas increíbles cifras, Sam Altman no está contento, pues está buscando recaudar miles de millones de dólares para poder construir una red mundial de fábricas de chips.

Ya en noviembre de 2023, el CEO de OpenAI estaba buscando fondos en Oriente Medio para poder crear una empresa capaz de crear chips de IA a un menor coste que NVIDIA, reduciendo los gastos de la empresa para poder seguir entrenando sus modelos de inteligencia artificial.

Las FAB de OpenAI competirán contra las GPU de NVIDIA

 1

El objetivo de Altman no es precisamente producir más chips de NVIDIA, sino más bien enfrentarse a la compañía y reducir su dominio en el sector de la IA. Para poder competir contra este gigante de las GPU para IA, Sam Altman está buscando atraer a los principales fabricantes de chips durante este 2024, teniendo en su mira a compañías como TSMC y Samsung. Estas se encargarán de proveer con las obleas y nodos de fabricación que darán vida a estos chips, pero antes que eso, habría que crear una infraestructura capaz de proveer la enorme demanda actual.

Aquí es donde entra en juego la búsqueda de la financiación masiva que espera conseguir. Se ha informado de que Sam Altman está negociando con el grupo G42 de Abu Dabi para obtener entre 8.000 y 10.000 millones de dólares. Por otro lado, también ha empezado las negociaciones con el grupo SoftBank de Japón, pero no se han proporcionado más detalles.