Intel y Arm se asocian: diseño de SoC de vanguardia con el nodo Intel 18A

La filial de Intel encargada de los semiconductores de la compañía, Intel Foundry Services (IFS) anunció junto a Arm un acuerdo de fabricación de SoC para procesadores móviles de bajo consumo. En concreto, estas compañías lo definieron como un "acuerdo multigeneracional para permitir a los diseñadores de chips crear SoCs de cómputo de bajo consumo".

Resumiéndolo de forma fácil y sencilla. Esta colaboración permitirá que todas las compañías que emplean la arquitectura Arm lleven sus diseños de SoC móviles a los procesos de fabricación de vanguardia de Intel. Aunque por ahora, este acuerdo está ligado a su proceso de fabricación Intel 18A. En concreto, este nodo sería equiparable a los 1,8 nanómetros de TSMC. Dicho de otra forma, Arm estaría facilitando que compañías como Apple, se muevan a la fundición de Intel. Qualcomm o MediaTek ya tenían acuerdos ligados a utilizar los procesos de fabricación más avanzados de Intel en sus chips de alto rendimiento para dispositivos móviles.

"La colaboración se centrará en primer lugar en los diseños de SoC para móviles. También permitirá una posible expansión de los diseños a aplicaciones de automoción, Internet de las Cosas (IoT), centros de datos, aeroespaciales y gubernamentales", indicó la compañía.

"Los clientes de Arm que diseñen sus SoC móviles de próxima generación se beneficiarán del proceso de fabricación de vanguardia Intel 18A. Este ofrece nuevas y revolucionarias tecnologías de transistores para mejorar la potencia y el rendimiento, y de la sólida huella de fabricación de IFS, que incluye capacidad en Estados Unidos y la UE".

El acuerdo entre Intel y Arm forzaría a las principales compañías a mudarse a la Intel Foundry Services

 0

En esencia, IFS y Arm trabajarán en la cooptimización de la tecnología de diseño (DTCO). Esto dará como resultado que tanto el diseño del chip, como las tecnologías de proceso se optimizarán conjuntamente para mejorar la potencia, el rendimiento, el área y el coste (PPAC) de los núcleos Arm que utilicen la tecnología de proceso Intel 18A.

Intel recordó que su proceso Intel 18A ofrece dos tecnologías revolucionarias: PowerVia para un suministro óptimo de energía; y la arquitectura de transistores RibbonFET gate all around (GAA) para un rendimiento y una potencia óptimos. IFS y Arm desarrollarán un diseño de referencia móvil que permitirá demostrar los conocimientos sobre software y sistemas a los clientes de fundición.

En concreto, el futuro de Arm depende del proceso de fabricación de Intel. Por lo que cualquier compañía que mantenga el diseño de los núcleos de Arm, estará ligado a comprar sus chips a Intel. Esto le quitará a TSMC el dominio absoluto en la producción de chips para móviles tope de gama.

Declaraciones oficiales de ambas compañías en torno al acuerdo

"Al desbloquear la cartera de computación de vanguardia de Arm y la IP de clase mundial en la tecnología de proceso de Intel, los socios de Arm podrán aprovechar al máximo el modelo de fundición de sistema abierto de Intel. Este va más allá de la fabricación tradicional de obleas para incluir el empaquetado, el software y los chiplets". Dijo Pat Gelsinger, Director General de Intel Corporation.

"Existe una creciente demanda de potencia informática impulsada por la digitalización de todo, pero hasta ahora los clientes sin fábrica tenían opciones limitadas para diseñar en torno a la tecnología móvil más avanzada. La colaboración de Intel con Arm ampliará las oportunidades de mercado para IFS y abrirá nuevas opciones y enfoques para cualquier empresa sin fábrica que desee acceder a la mejor IP de CPU de su clase y a la potencia de una fundición de sistema abierto con tecnología de proceso de vanguardia."


"Las CPU seguras y energéticamente eficientes de Arm están en el corazón de cientos de miles de millones de dispositivos y de las experiencias digitales del planeta". Dijo Rene Haas, CEO de Arm.

"A medida que las demandas de computación y eficiencia se vuelven cada vez más complejas, nuestra industria debe innovar en muchos nuevos niveles. La colaboración de Arm con Intel permite a IFS ser un socio de fundición crítico para nuestros clientes. Todo ello a medida que ofrecemos la próxima generación de productos que cambiarán el mundo construidos sobre Arm".