Jugar a Call of Duty mejora tus habilidades al volante más que un simulador

Jugar a videojuegos ha sido considerado una actividad de ocio perjudicial en ciertos aspectos aunque beneficiosa en otros. Estar sentados jugando a videojuegos se puede ver como fomentar un estilo de vida sedentario pero a su vez, muchas veces se ha hablado de sus ventajas a nivel educativo y como mejoran nuestras habilidades cognitivas e incluso nuestra salud mental. Lo curioso es que ahora mencionan que videojuegos como Call of Duty podrían ayudarnos a mejorar nuestras dotes de conducción.

Muchas veces se ha hablado de como los videojuegos son beneficios para la salud de las personas. No hablamos esta vez de salud física, ya que salvo que juguemos a algún título VR o que nos pida movernos, poco ejercicio haremos. Más bien a lo que hacemos referencia es a los beneficios de salud mental que nos ofrecen. Juegos como los Dark Souls, Elden Ring o videojuegos competitivos, nos motivan a superarnos a nosotros mismos y ser mejores en algo. Puede resultar poco convincente, pero hay ocasiones donde la gente que sufre depresión y síntomas similares, ha encontrado en juegos de este tipo una salida que les permite centrarse en eso y desconectar de su día a día. Pero no solo esto, sino que otro de sus beneficios (aparte del educativo para niños), es que jugar a videojuegos mejora nuestra capacidad cognitiva.

Jugar a Call of Duty puede mejorar tu habilidad de conducción

Los videojuegos mejoran nuestra coordinación ojo-mano, ya que tenemos que estar pendientes en todo momento de lo que se nos presenta a la vez que controlamos todo con el mando. Sin embargo, según un estudio de 2014 realizado en la Universidad de Toronto, jugar a videojuegos de acción como Call of Duty o Assassin's Creed no mejoró la coordinación visomotriz. Aunque curiosamente destacaron que este tipo de juegos si lograron mejorar el aprendizaje sensoriomotor.

En este estudio, los jugadores de Call of Duty y juegos similares tenían una respuesta visual mejorada. Esto implica que eran capaces de responder más rápido y corregir la dirección, algo que podemos relacionar directamente con la conducción. De hecho, en la charla TED que mostramos, la Dr. Daphne Bavelier asegura que jugar a videojuegos no daña la vista como siempre han dicho. De hecho, dice que los jugadores de juegos como Call of Duty tienen mayor agudeza visual y perciben mejor los tonos de gris, algo que mejoraría la conducción cuando hay niebla. Curiosamente, no hace mención a juegos de conducción como Gran Turismo o Forza Motorsport y se centra en juegos de acción rápida.

Los juegos de acción mejoran nuestra atención y toma de acciones

Call of Duty Crossplay Obligatorio

Bavelier continúa alabando a Call of Duty, pues su acción frenética nos hace estar más atentos a cualquier cambio. Esto es algo fundamental a la hora de conducir, pues tenemos que tener en cuenta los demás coches, la velocidad máxima, ciudadanos caminando, semáforos y señales. Además, en una prueba de movimiento que hicieron, los jugadores de videojuegos fueron capaces de controlar 7 u 8 objetos a la vez, mientras que la media de los demás fue de 3 o 4.

Todo esto fue confirmado científicamente, ya que el equipo de Bavelier realizó pruebas comparando imágenes cerebrales. En estas descubrió que los jugadores de juegos como Call of Duty desarrollan el lóbulo parietal, lóbulo frontal y cíngulo anterior, que se encargan de la atención, concentración y resolución de conflictos, algo fundamental en la conducción. Un estudio con resultados semejantes en Shanghái concluyó lo mismo, que jugar a juegos de acción mejoraba las habilidades al volante.