La Comisión Europea anuncia una regulación más estricta de las criptomonedas

La Comisión Europea anunció en el día de ayer que se encuentra preparando un ambicioso paquete de propuestas legislativas para reforzar las normas de la UE en materia de lucha contra el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo por medio de las criptomonedas.

Estas propuestas afectarán al tratamiento de las transacciones y al almacenamiento anónimo de las criptomonedas. Como era de esperar, el Bitcoin sufrió las consecuencias de su valor, el Ethereum igual, pero lo recuperó rápidamente.

Los planes también apuntan a la limitación de los pagos en efectivo a 10.000 euros y a la prohibición de los monederos anónimos de criptomonedas.

"La limitación de los pagos elevados en efectivo dificulta a los delincuentes el blanqueo de dinero sucio. Además, se prohíbe la provisión de "carteras" de criptomonedas anónimas, como ya ocurre actualmente con las cuentas bancarias anónimas."

Criptomonedas - Bitcoin

Un código normativo único de la UE para la lucha contra el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo

El código normativo único de la UE para la lucha contra el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo armonizará las normas al respecto en toda la UE; incluirá, por ejemplo, normas más detalladas sobre la diligencia debida con respecto al cliente, la propiedad efectiva y las competencias y funciones de los supervisores y las unidades de inteligencia financiera. Se conectarán los registros nacionales de cuentas bancarias existentes, lo que facilitará a las unidades de inteligencia financiera un acceso más rápido a la información sobre cuentas bancarias y cajas de seguridad. La Comisión también dará a las autoridades policiales acceso a este sistema, acelerando las investigaciones financieras y la recuperación de activos de origen delictivo en casos transfronterizos. El acceso a la información financiera estará sujeto a sólidas salvaguardias, establecidas en la Directiva (UE) 2019/1153 relativa al intercambio de información financiera.

Plena aplicación de las normas de la UE en materia de lucha contra el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo en el sector criptográfico

En la actualidad, solo algunas categorías de proveedores de servicios de criptoactivos están incluidas en el ámbito de aplicación de las normas de la UE en materia de lucha contra el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo. La reforma propuesta ampliará estas normas a todo el sector criptográfico, obligando a todos los proveedores de servicios a aplicar la diligencia debida con respecto a sus clientes. Las enmiendas presentadas hoy garantizarán la plena trazabilidad de las transferencias de criptoactivos, como Bitcoin, y permitirán prevenir y detectar su posible uso para el blanqueo de capitales o la financiación del terrorismo. Además, se prohibirán los monederos anónimos de activos criptográficos, aplicando plenamente las normas de la UE en materia de lucha contra el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo al sector criptográfico.

Límite a escala de la UE de 10.000 EUR para grandes pagos en efectivo

Los grandes pagos en efectivo son un medio fácil para que los delincuentes blanqueen dinero, ya que es muy difícil detectar las transacciones. Por ello la Comisión propone hoy un límite de 10.000 EUR para los pagos en efectivo a escala de la UE. Este límite es suficientemente elevado como para no poner en tela de juicio el euro como moneda de curso legal y reconoce el papel fundamental del efectivo. Ya existen límites en aproximadamente dos tercios de los Estados miembros, pero los importes varían. Podrán mantenerse límites nacionales por debajo de 10.000 EUR. Limitar los grandes pagos en efectivo dificulta a los delincuentes blanquear el dinero sucio. Además, se prohibirá facilitar o poseer carteras anónimas de criptomonedas, del mismo modo que las cuentas bancarias anónimas ya están prohibidas por las normas de la UE en materia de lucha contra el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo.

Terceros países

El blanqueo de capitales es un fenómeno mundial que requiere una estrecha cooperación internacional. La Comisión ya colabora estrechamente con sus socios internacionales para luchar contra la circulación de dinero sucio en todo el mundo. El Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI), el organismo que vigila a escala mundial el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo, formula recomendaciones a los países. Los países incluidos en la lista del GAFI también figurarán en la lista de la UE. Habrá dos listas de la UE, una «lista negra» y una «lista gris» que reflejen la lista del GAFI. Tras la inclusión en la lista, la UE aplicará medidas proporcionadas a los riesgos que presente el país. La UE también podrá incluir en una lista a países que no figuren en la lista del GAFI, pero que supongan una amenaza para el sistema financiero de la UE sobre la base de una evaluación autónoma.

La diversidad de las herramientas que pueden utilizar la Comisión y la ALBC permitirá a la UE seguir el ritmo de un entorno internacional complejo y cambiante, con riesgos en rápida evolución.

Próximas medidas

El paquete legislativo será debatido ahora por el Parlamento Europeo y el Consejo. La Comisión espera con interés un proceso legislativo rápido. La futura Autoridad de lucha contra el blanqueo de capitales debería estar operativa en 2024 y comenzar su labor de supervisión directa poco después, una vez transpuesta la Directiva y aplicado el nuevo marco regulador.

vía: Comisión Europea

Kioxia

Artículos relacionados