Nueva York podría prohibir el minado de criptomonedas durante 3 años

Uno de los principales problemas del minado de criptomonedas, además de la escasez que genera en el mercado de las GPUs, es el consumo energético que se requiere para generar beneficios, y es por ello que el senador estatal Kevin S. Parker ha presentado un proyecto de ley conocido como "S6486", cuyo objetivo es abordar el cambio climático y el impacto negativo de la criptominería en el medio ambiente.

Según los analistas, la criptominería tiene una huella global de dióxido de carbono de más de 53 megatones anuales, lo que equivale a las emisiones anuales de Suecia. Si se aprueba este proyecto de ley, los funcionarios del gobierno tratarán de medir las emisiones de gases de efecto invernadero ligados a la minería haciendo que los resultados sean públicos.

El problema de esto, es que todas las operaciones mineras tendrán que detenerse durante tres años hasta que se termina de recopilar la información, lo que también ayudará a reducir su impacto hasta entonces.

Granja de minado en Rusia 740x493 0

La minería de Bitcoin ha sido objeto de un creciente escrutinio por la asombrosa huella de carbono vinculada al uso de electricidad para mantener las operaciones en funcionamiento las 24 horas del día los 7 días de las semana.

Las pequeñas ciudades del norte del estado, especialmente Dresden y Alcoa, son los lugares donde las operaciones mineras se han afianzado en los últimos años. Allí, los ávidos mineros de Bitcoin han reconvertido las decrépitas centrales eléctricas que rondan estas ciudades en grandes granjas de minería de criptomonedas cuadruplicando la energía utilizada.

En algunos casos, las plantas suministran parte de la energía a la red mientras utilizan el resto para hacer funcionar sus operaciones de minería. Los nuevos propietarios de las plantas han obtenido grandes beneficios, pero no ha gustado a los defensores del medioambiente, claro.

vía: Gizmodo

Artículos relacionados