Google recibe una demanda colectiva respecto a la inexistente resolución 4K en Stadia

Google recibe una demanda colectiva respecto a la inexistente resolución 4K en Stadia

Google ya tiene sobre la mesa la primera demanda colectiva por realizar "prácticas comerciales desleales y engañosas" con su plataforma de juegos en la nube Google Stadia. Esta demanda se sustenta en las promesas de que Stadia ejecutaría los juegos a a una resolución 4K y que tendrían un mejor rendimiento que respecto a las consolas PlayStation 4 Pro y Xbox One X.

La demanda, que ocupa 42 páginas, se dirige a Google, así como al desarrollador de DOOM, id Software, y al desarrollador de Destiny, Bungie, afirmando que las tres compañías han engañado a la gente en alguna medida sobre la capacidad de Stadia para ejecutar todos los juegos en 4K a 60 FPS. La demanda se presentó originalmente en octubre de 2020, pero ahora ha sido cuando se ha viralizado tras ser transferida a un tribunal federal.

DOOM Eternal 4K Stadia 740x415 0

id Software fue atacada por sus afirmaciones iniciales de que DOOM Eternal se podía jugar a una resolución "4K Real" en Stadia, que más tarde se revirtió a 1080p a 60 FPS reescalados a 2160p en pantallas 4K. En la demanda también se mencionan otros juegos de DOOM disponibles en Stadia y se afirma que id Software "generó injustamente millones de dólares de ingresos" como resultado de las afirmaciones supuestamente engañosas.

Bungie también fue señalada por razones similares, con la demanda afirmando que el estudio "sabía o debería haber sabido que Google estaba haciendo declaraciones engañosas sobre el plan de suscripción Stadia Pro en el sentido de que Destiny 2 no sería jugable a 4K @ 60 FPS como el servicio Stadia Pro prometía, y que los consumidores estaban siendo engañados sobre Destiny 2".

La demanda también cita varios tweets hechos por Stadia y su vicepresidente, Phil Harrison, incluyendo uno en el que afirma que todos los juegos de lanzamiento para Stadia se ejecutarían a un resolución 4K. Obviamente, no lo hicieron, y los juegos que lo hicieron fue con la resolución reescalada, lo que implica una pérdida de calidad.

La demanda pretende cubrir a cualquier persona en los Estados Unidos que haya pagado por cualquier suscripción disponible: Stadia Founders Edition, Stadia Premier Edition, y/o Stadia Pro. La demanda afirma que ellos y muchos otros compraron "basándose en la información y los informes contenidos en Internet que decían que Stadia era más potente que las principales consolas de juegos y que mostraría todos los juegos a una resolución 4K."

La demanda busca compensaciones económicas, incluyendo daños y perjuicios, honorarios de abogados y "la devolución de todas las ganancias, beneficios y otras compensaciones". La demanda también exige más transparencia por parte de Google, solicitando que Stadia revele públicamente la resolución y la tasa de fotogramas de cada juego vendido en la plataforma. El tiempo dirá qué sucede con la demanda.

vía: PCG

Artículos relacionados