Review: Skyloong SK61

Review: Skyloong SK61

Tras analizar su hermano SG61 el mes pasado, con nosotros tenemos hoy el Skyloong SK61, un teclado en formato 60% que destaca por sus interruptores Gateron Optical hotswap y por su iluminación LED ARGB.

Veamos antes de nada las especificaciones técnicas del Skyloong SK61:

Skyloong SK61
Dimensiones 295 x 105 x 45 mm (largo, ancho, alto)
Formato 60%
Peso 768 gramos
Teclas Interruptores Gateron Optical Blue / Brown / Red hotswap
100 millones de pulsaciones
61 teclas de plástico ABS
Tecnología Anti-Ghosting N-Key Rollover
Iluminación LED ARGB
Conexión USB-C con cable mallado desmontable de 1,5 m
Otros Software de configuración
Compatible con Windows, Android y Mac

Antes de comenzar la review, queremos dar las gracias a Banggood por cedernos el teclado Skyloong SK61 para su análisis.

Embalaje y Accesorios

El Skyloong SK61 viene en una caja de cartón blanca que ya nos anticipa sus dimensiones, quedando en su interior protegido por un marco de cartón y una bolsa de plástico.

Viene acompañado de un completo kit de accesorios compuesto por el manual de usuario, el cable USB-C mallado de 1,5 metrosdos pinzas para la extracción de las teclas y los interruptores y 3 teclas alternativas por si lo usamos en Mac.

Skyloong SK61

Extraemos el Skyloong SK61 de todo su embalaje y nos encontramos con una versión algo rosada, pues entre que las teclas de sistema son rosas, a excepción de Escape, y que de vez en cuando el ciclo RGB pasa por dicho color, es todo un acierto para los amantes de ese color, aunque seguramente hablemos más de las amantes. En cualquier caso, ofrece un chasis de plástico de calidad con unas dimensiones de 295 x 105 x 45 mm (largo, ancho, alto), que ofrece un formato compacto conocido como 60%, pues solo cuenta con 61 teclas, permitiendo la doble funcionalidad de muchas de ellas en combinación con la tecla FN.

Bajo todas las teclas encontramos interruptores Gateron Optical, concretamente la versión Blue en el modelo que nos han enviado. Estos interruptores están considerados la mejor copia china de los Cherry MX, incluso superándolos para algunos usuario. Al ser ópticos, prometen un tiempo de activación mucho más rápido que en la versión normal, aunque a la hora de la verdad, no se quien nota la diferencia temporal.

Uno de los puntos fuertes de este teclado que los interruptores son hotswap, es decir no van soldados y podemos quitarlo solo tirando de ellos, aunque mejor con la ayuda de la herramienta incluida. De esta forma, podemos personalizarlos al gusto sin el más mínimo problema. Eso sí, el LED RGB queda incrustado en el propio chasis, haciéndolos mas baratos que otras alternativas.

En el margen posterior del teclado encontramos el conector USB-C que nos permite la conexión al PC.

Un último vistazo a la base nos permite ver que cuenta con 4 patas de goma para una buena estabilidad sobre la mesa. No cuenta con patas alzadoras porque el propio teclado ya viene inclinado, por lo que no es posible ponerlo plano.

Pruebas

Nada más que comenzamos a usar el Skyloong SK61 en nuestro equipo de sobremesa, nos damos cuenta de que su formato compacto tiene grandes ventajas e inconvenientes. Su principal y obvia ventaja es el poco espacio que ocupa, pero es que esto además permite colocar el ratón fácilmente frente a nuestra mano principal y mejorar la ergonomía frente al PC. En contra tiene también algo muy obvio: le faltan muchas teclas. Lógicamente no se puede tener la funcionalidad de un teclado completo en un formato tan compacto, pero es algo que debemos pensar antes de adquirir un modelo de este tipo, pues es probable que echemos en falta teclas como los cursores o la tecla suprimir.

Haciendo uso del software Aqua’S KeyTest podemos comprobar cómo podemos pulsar un buen puñado de teclas de forma simultánea, confirmación la funcionalidad N-Key Rollover del mismo.

Su software nos permite configurar la iluminación con multitud de efectos, así como la creación de macros y asignar otras funciones a todas las teclas, con o sin combinar con FN.

Conclusión

El Skyloong SK61 es una buena alternativa para quienes buscan un teclado compacto en formato 60%, algo que debemos tener muy claro antes de adquirirlo, pues sino podemos echar en falta demasiadas teclas. La calidad de sus interruptores Gateron Optical no tiene nada que envidiar a los Cherry MX, viniendo además bien lubricados y con un tacto sensacional de las teclas de plástico ABS, pues ni siquiera lo parecen. Otro punto a su favor es que los interruptores sean hotswap, por lo que podemos cambiarlos con solo tirar de ellos, destacando igualmente la iluminación LED RGB sobre el propio PCB.

Podemos encontrarlo a la venta en Banggood por unos 50 euros con envío gratuito desde España usando el código Bgraton, un precio muy atractivo para las prestaciones que ofrece, aunque ya deja de ser tan económico como otras versiones compactas que podemos comprar desde china. Eso si, tenemos tanto al opción rosa de la review como otra con las teclas de sistema en gris.

Principales ventajas
+ Excelentes materiales y acabados
+ Interruptores Gateron Optical hotswap
+ Iluminación LED RGB
+ Anti-Ghosting N-Key Rollover
+ Cable desmontable USB-C
Aspectos Negativos
- Precio algo elevado frente otros modelos asiáticos
Otros Aspectos
* Software de configuración
* Sin layout ISO

Desde del El Chapuzas Informático le otorgamos el Galardón de Oro al teclado Skyloong SK61.

Artículos relacionados