Review: Razer DeathAdder V2 Pro

Razer Logo

Tras analizar a primeros de año el DeathAdder V2, con nosotros tenemos hoy el Razer DeathAdder V2 Pro, la versión inalámbrica del ratón más exitoso de la marca. Manteniendo el sensor Razer Focus+ de 20.000 DPIs y los interruptores ópticos de la marca, ofrece ahora conexión inalámbrica HyperSpeed y Bluetooth para poder dejar el cable de lado hasta 70-120 horas.

Razer DeathAdder V2 Pro - Oficial

Veamos para comenzar sus especificaciones técnicas en la siguiente tabla:

Razer DeathAdder V2 Pro
DiseñoDiestro
SensorRazer Focus+
Óptico con hasta 20.000 DPIs – 650 IPS – 50G
Botones8 botones programables
Interruptores Razer Optical Mouse Switches
70 millones de pulsaciones
IluminaciónRazer Chroma (RGB)
ConexiónRazer HyperSpeed Wireless (2,4 GHz)
Bluetooth
Cable Razer SpeedFlex mallado 2,1m
AutonomíaHyperSpeed: 70 horas
Bluetooth: 120 horas
Dimensiones127 x 61,7 x 42,7 mm (largo, ancho, alto)
Peso88 gramos

Antes de comenzar la review, queremos dar las gracias a Razer por enviarnos el ratón DeathAdder V2 Pro para nuestro análisis.

 

 

Embalaje y Accesorios

El ratón Razer DeathAdder V2 Pro llega en una caja de cartón con la decoración tradicional de la marca combinando el negro y el verde, además de mostrar en su reverso algunas de sus principales características.

Razer DeathAdder V2 Pro - Embalaje 5

Dicho embalaje se abre con forma de flor y oculta en su interior una segunda caja de cartón neutro que lo protege a la perfección, a la vez que organiza los accesorios.

Razer DeathAdder V2 Pro - Embalaje 6

Razer DeathAdder V2 Pro - Documentación

Viene acompañado, como es habitual, del manual de usuario, una tarjeta felicitándonos por la compra y una pegatina con el logotipo de la marca, aunque adicionalmente encontramos una bolsa de para su transporte, el cable USB desmontable con conector micro-USB propietario y un adaptador USB a micro-USB. Como en muchos de sus productos, Razer rodea el conector micro-USB de una carcasa de plástico que hace que no podamos usar cualquier cable en el periférico, feísimo detalle que deja mucho que desear.

Razer DeathAdder V2 Pro - Accesorios

Razer DeathAdder V2 Pro

Razer DeathAdder V2 Pro - Vista superior

Una vez extraemos el Razer DeathAdder V2 Pro, nos encontramos ante un ligerísimo ratón de tan solo 88 gramos de peso, algo muy destacable ya que el modelo cableado pesa 82 gramos, por lo que con solo 6 gramos extra ofrece conectividad inalámbrica. Ofrece además unas medidas de 127 x 61,7 x 42,7 mm y está fabricado en plástico negro con un acabado ligeramente rugoso que es muy agradable al tacto, estando enfocado a manos diestras. Como no podía ser de otra forma, cuenta con iluminación LED RGB Chroma, la cual le da un toque de color que le sienta fenomenal.

Razer DeathAdder V2 Pro - Vista botones

Los botones principales utilizan los Razer Optical Mouse Switches estrenados en la versión cableada, los cuales prometen ser hasta 3 veces más rápidos que los clásicos mecánicos. Su tacto realmente es muy similar al de estos últimos, pues el mecanismo se mantiene, pero ahora se activan al romperse un haz de luz con su pulsación y prometen además una durabilidad de 70 millones de pulsaciones, Esto es un 40% más que los teóricamente mejores de la industria hasta el momento, los Omron con 50 millones de pulsaciones. Entre ellos encontramos la habitual rueda engomada con un tacto sensacional, marcando ligeramente cada posición de giro para que podamos usarla con precisión y con rapidez. Además, cuenta con 2 botones adicionales bajo esta que por defecto nos permiten intercambiar entre varios modos DPIs.

Razer DeathAdder V2 Pro - Vista lateral izquierdo

Ambos laterales están engomados y cuentan con zonas rayadas para una mejor sujeción, encontrando además una pareja de botones laterales que ya son habituales en cualquier ratón moderno.

Razer DeathAdder V2 Pro - Vista lateral derecho

Razer DeathAdder V2 Pro - Vista lado frontal

En la zona frontal, aunque algo oculto entre las sombras en la imagen, encontramos el conector micro-USB que, como avanzamos, no permite la conexión de cualquier cable, solo el denominado Razer SpeedFlex oficial que al menos es mallado y de 2,1 metros de longitud. Sin embargo, la gran baza de este modelo es obviamente la conectividad inalámbrica por medio de la tecnología Razer HyperSpeed Wireless (2,4 GHz) o Bluetooth. La primera, ofrece una gran estabilidad y la sensación de usarlo cableado con 1000 Hz, aunque su autonomía es de “solo” 70 horas frente a las 120 horas de la conectividad Bluetooth.

Razer DeathAdder V2 Pro - Vista lado trasero

Razer DeathAdder V2 Pro - Vista base

La base del Razer DeathAdder V2 Pro dispone de 3 deslizadores de teflón que garantizan un deslizamiento suave sobre cualquier superficie, además de uno adicional alrededor del propio sensor. Al igual que el DeathAdder V2, incorpora el sensor óptico Razer Focus+ de hasta 20.000 DPIs, el cual permite además rastrear movimientos de hasta 650 IPS y 50G. Además, ofrece un botón para seleccionar los distintos perfiles que configuremos desde su software, así como un compartimento para guardar el receptor inalámbrico y dos conectores para un soporte de la marca que permite su carga al apoyarlo, aunque no viene incluido.

Razer DeathAdder V2 Pro - Vista base 2

Pruebas

Razer DeathAdder V2 Pro - Pruebas 1

Hemos usado durante horas de ofimática y juegos el Razer DeathAdder V2 Pro comprobando que su ergonomía es sensacional, algo que ya cumplía a la perfección el modelo original y por lo que ha conseguido vender más de 10 millones de unidades en todo el mundo. Sus dimensiones y proporciones lo hacen ideal para cualquier tipo de agarre, incluso con una mano grande, mientras que los botones principales ofrecen un tacto sensacional, pues aunque sean ópticos en su activación, siguen siendo mecánicos en cuanto al tacto y sonido.

Razer DeathAdder V2 Pro - Pruebas 2

Hemos analizado el rendimiento del DeathAdder V2 Pro mediante el software Enotus Mouse Test pudiendo comprobar como en todo momento ofrece un buen nivel de precisión, sin presentar ningún tipo de aceleración.

Software

Si bien el ratón es completamente funcional sin necesidad de software, instalándolo Razer Synapse podremos sacarle el máximo partido con las funciones que veremos a continuación.

Razer DeathAdder V2 Pro - Software 1

En pestaña inicial, Personalizar, podemos configurar el funcionamiento de hasta 9 acciones en el ratón, para todos los botones superiores y los giros de la rueda excepto para el botón principal. Podemos configurar distintos perfiles y asociarlos a la apertura de cierta aplicación para olvidarnos de modificarlo cada vez que entremos a nuestro juego o programa preferido, cambiándolos desde el propio software o desde el botón de la base.

Razer DeathAdder V2 Pro - Software 2

La pestaña Rendimiento permite configurar la sensibilidad del sensor entre 100-20.000 DPIs en pasos de 100 DPIs, pudiendo además configurar independientemente los ejes X e Y y la frecuencia de muestreo en 1000/500/125 Hz.

Razer DeathAdder V2 Pro - Software 3

La configuración de Iluminación permite configurar tanto la intensidad como el modo de color deseado, con cientos modos predefinidos y un avanzado editor de lo más completo que permite además sincronizarlo con otros periféricos de la marca.

Razer DeathAdder V2 Pro - Software 4

Un detalle de este ratón es el sistema de calibración inteligente que permite su nuevo sensor Focus+, el cual permite elegir la distancia de lift-off que deseemos independientemente de la superficie. También ofrece el modo de calibración manual clásico, con los modelos de Razer ya incorporados para no tener más que elegirlos.

Razer DeathAdder V2 Pro - Software 5

Por último, la pestaña Alimentación, nos permite configurar cuando pasa a la inactividad y cuando se activa el ahorro de batería, pudiendo visualizar en cualquiera de las pestaña la carga restante en su batería.

Conclusión

Razer DeathAdder V2 Pro

Cada día son mas los usuarios que quieren quitar los cables de la mesa, pues no dejan de ser un gran estorbo. Si bien antiguamente esto suponía perder prestaciones en los periféricos, actualmente la tecnología inalámbrica esta muy avanzada y no presenta el más mínimo problema. Claro ejemplo es la Razer HyperSpeed Wireless, la cual funciona en 2,4 GHz para ofrecer una conectividad prácticamente idéntica a la cableada, pero sin las obvias molestias. Si aunamos que las baterías de litio permiten una gran autonomía hoy en día, concretamente de hasta 70-120 horas en este modelo, no podemos ponerle pegas en este sentido.

El nuevo Razer DeathAdder V2 Pro mantiene eso si lo que hace especial a este ratón desde su origen, una excelente ergonomía y grandes prestaciones. A ello se suma la incorporación del potente sensor Focus+ de hasta 20.000 DPIs que ofrece una gran precisión y unos interruptores ópticos con activación ultrarrápida, los cuales mantiene el tacto mecánico que cabe esperar de un modelo de calidad. Además, su peso de tan solo 88 gramos lo hace de los más ligeros que podemos encontrar en el mercado, mientras que la iluminación Chroma termina de redondear un producto que solo tiene un gran fallo, usar un conector micro-USB “propietario”.

Bueno, quizás tenga otro fallo y sea su precio, pues de momento solo podemos adquirirlo en la web oficial por 149,99 euros, 70 euros por encima de la versión cableada, una cifra realmente estratosférica por “tan solo” añadir la conectividad inalámbrica.

Principales ventajas
+Sensor óptico Focus+ de 20.000 DPIs
+Excelente ergonomía para un agarre de palma
+Interruptores de excelente tacto
+Conectividad inalámbrica, BT y cableada
+Hasta 70-120 horas de autonomía
+Peso realmente liviano, solo 88 gramos
+Iluminación LED RGB (Razer Chroma)
Aspectos Negativos
-Precio muy elevado
-Conector micro-USB “propietario”
Otros Aspectos
*Incluye funda de transporte

Desde del El Chapuzas Informático le otorgamos el Galardón de Oro al ratón Razer DeathAdder V2 Pro.

Galardon Oro - El Chapuzas Informático

Artículos relacionados