El Compute Runtime de Intel ya tiene soporte para Rocket Lake-S y los gráficos Intel Xe DG1

La última versión del Compute Runtime (20.37.17906) ha añadido soporte a la próxima generación de procesadores de sobremesa Rocket Lake-S (11ª Gen), que será la primera arquitectura de la compañía que ofrezca un gran salto de rendimiento desde que se lanzara Kaby Lake (primer trimestre de 2017) y que se acompañará de una nueva y completa gama de placas base dotadas del chipset Intel Z590 con la interfaz PCI-Express 4.0, aunque las actuales placas Intel Z490 serán retrocompatibles

La 11ª Generación de procesadores de escritorio podría llegar en febrero de 2021 según los últimos rumores, además de que se indica lo que ya se sabía, y es que estos procesadores darán un paso hacia atrás en lo que respecta al número de núcleos, ya que las CPU topes de gama, es decir los Core i9, ofrecerán una configuración máxima de 8 núcleos y 16 hilos de procesamiento, mientras que los Core i7 y Core i5 estarían limitados a 8 núcleos y 12 hilos y 6 núcleos y 12 hilos de forma respectiva.

Intel Core i9 10900K 02 740x580 0

Hay que recordar que estos procesadores por fin estrenarán una nueva microarquitectura llamada Cypress Cove, que ofrecería una mejora en el IPC del 10 por ciento respecto a Skylake, algo que realmente sabe a poco si tenemos en cuenta que Skylake lleva con nosotros cerca de 5 años, y claro, que los AMD Ryzen 5000 podrían presentar una mejora del IPC de hasta un 17 por ciento respecto a los Ryzen 3000 lanzados el pasado año, por lo que AMD seguirá posicionándose por delante.

Cypress Cove no es más que la microarquitectura Willow Cove de los Tiger Lake pero adaptados a un proceso de fabricación de 14nm+++ (vs 10nm SuperFIN), donde por problemas de espacio, consumo y temperatura, ya se había filtrado que Intel no podría ofrecer configuraciones de más de 8 núcleos.

Adicionalmente, también se ha añadido soporte a los gráficos Intel Xe DG1 basados en la arquitectura Intel Gen12, los cuales prometen multiplicar x2 el rendimiento de los gráficos integrados de las CPUs actuales que usan la arquitectura Gen 9.5. Los gráficos DG1 serían de gama baja y están diseñados para equipos portátiles, existiendo, en teoría dos modelos de 3 GB y 6 GB de memoria GDDR6.

vía: Videocardz

Artículos relacionados