Los trabajadores de Intel acusan a la compañía de priorizar la fabricación de CPUs a la salud

Si bien muchas compañías han visto mermada su fuerza de trabajo debido al coronavirus, parece que Intel no se ha visto muy afectada por ello, y es que los propios empleados de la compañía acusan a Intel de priorizar la producción de chips por encima de la seguridad de sus empleados, lo que significa que Intel está forzando la producción de CPUs donde las condiciones de trabajo en una fábrica no son las mejores.

Procesador Intel Core 740x518 0

Los trabajadores han reportado que Intel los ha estado empujando a trabajar en grandes grupos, sin el equipo de protección adecuado como máscaras faciales o mascarillas. Se informa que pocos gerentes han dicho que la regla de los 2 metros de distancia se puede romper, siempre y cuando el contacto sea menor a 30 minutos. Se han presentado cuatro de estas quejas contra Intel. Por su parte, Intel indicó que tras las quejas, los inspectores de la Administración de Seguridad y Salud Ocupacional (OSHA) visitaron sus fábricas les felicitaron por sus acciones.

"La principal prioridad de Intel en la gestión de la situación del coronavirus es la protección de la salud y el bienestar de los empleados, al tiempo que se sigue operando y prestando apoyo a nuestros clientes en todo el mundo. Esta ha sido una situación increíblemente dinámica y sin precedentes, y hemos trabajado para aprender y adaptarnos lo más rápido posible para poder seguir protegiendo a nuestros trabajadores y comunidades.

Animamos a nuestros empleados a que planteen sus preocupaciones y trabajamos duro para abordarlas rápidamente. Intel presentó respuestas formales a las quejas y los inspectores de OSHA visitaron nuestros sitios en Oregón, Arizona y Nuevo México. No hemos recibido ninguna sanción, y los inspectores de OSHA que visitaron nuestros sitios nos felicitaron por nuestras acciones."

vía: TechPowerUp

Artículos relacionados