[#Actualizada, hotfix realizado] Las placas base Intel Z490 llegarán con una controladora Ethernet de Intel «defectuosa»

Tras viralizarlse la noticia en todo el mundo, Intel se ha pronunciado oficialmente, indicando que no habrá una segunda oleada de placas base durante la segunda mitad de 2020 con el problema resuelto a nivel de hardware, sino que las placas base ya llegarán con este 'hotfix' de fábrica.

Que sea un movimiento de última hora o no, lo desconocemos, pero indican que la nueva controladora está en producción, pero claro, ya hay placas base Intel Z490 en la calle, concretamente esperando para su review, así que será interesante ver si estas placas base llegan con la v1 o v2 para determinar si ha sido un movimiento de última hora o la diapositiva filtrada estaba desactualizada.

"Intel se compromete a ofrecer los más altos niveles de calidad de producto y ya ha corregido el problema en la última versión de producción del silicio. La controladora Intel i225 v2 ya está en producción. Identificamos una variación de especificaciones IEEE en el controlador Intel Ethernet i225 que provoca una degradación del rendimiento cuando se combina con algunos switches y routers con interfaz 2,5GbE. Los consumidores que experimenten este problema deberían asegurarse de tener instalado el último controlador de software y el firmware asociado y pueden consultar en https://www.intel.com/i225v1 los switches y routers compatibles para garantizar la conectividad de 2,5Gb/s".


Los últimos informes indican que las placas base Intel Z490 llegarán con la conectividad Ethernet de 2.5 Gbps por medio de la controladora Intel i225 de la familia Foxville, pero ahora se ha descubierto que esta controladora tiene un pequeño problema que afecta al rendimiento. Si bien este problema es conocido incluso antes de lanzarse las placas base, no se podrá solucionar por medio de un firmware, y es que ya se indica que tendremos que esperar a una solución por hardware más adelante.

Según la diapositiva filtrada, los controladores de Foxville tienen una variación en la entrega de paquetes en comparación con el estándar IEEE 2.5 BASE-T. Esto da como resultado la pérdida de paquetes en nuestra red y una muy pequeña reducción del rendimiento (Intel informa de 1 a 10 Mb/s de pérdida), lo que realmente no es un problema si hablamos de una conexión de 2.5 GbE.

Intel i225 Foxville 740x415 0

El alcance del problema aún está siendo evaluado por Intel, ya que las pruebas de los equipos de red de 2,5 GbE de terceros están en progreso. Una solución a este problema sería adquirir placas base donde la controladora Ethernet sea de terceros, pero a diferencia de las placas AMD X570, esta característica no la ofrece Intel, por lo que todas están afectadas.

La solución por hardware llegará durante la segunda mitad de 2020, cuando se espera que las placas base lleguen con un nuevo stepping solventando el problema. Será también durante la segunda mitad de 2020, cuando Intel comience la producción de sus procesadores Rocket Lake-S, los cuales pueden llegar antes de la cuenta, por lo que parece que los Comet Lake-S no durarán mucho en el mercado.

vía: Videocardz

Artículos relacionados