SpaceX cumple con éxito su última misión: destruir su Falcon 9 y hacer aterrizar la Crew Dragon

SpaceX lanzó con éxito en la tarde de hoy una misión bastante importante, poner a prueba el sistema de escape de la nave Crew Dragon, la cual será la encargada de transportar a los pasajeros de la compañía por el espacio.

Para esta prueba, la compañía empleó uno de sus populares y reutilizables cohetes Falcon 9, el cual fue destruido para la prueba para probar el sistema de escape de la Crew Dragon, que cayó ilesa al océano Atlántico, mientras que el cohete quedó destruido tras su contacto con el agua.

spacex crew dragon capsula 740x418 0

Esta prueba es de vital importancia ya que es la que determina cuándo SpaceX podrá llevar a bordo de su Crew Dragon a sus primeros humanos con destino a la Estación Espacial Internacional.

El sistema de escape de la Crew Dragon se conforma de dos motores SuperDraco que dan vida un total de cuatro propulsores que le ayudarán a separarse del cohete. Una vez separado, la sonda se deja caer para luego desplegar sus cuatro paracaídas para frenar su caída respaldados por los cohetes para terminar de reducir la velocidad mientras que el despliegue de unas patas permitirán un aterrizaje perfecto. Tras rescatarse la nave, y en caso de recibir el "aprobado" es cuestión de tan solo unas semanas que SpaceX pueda realizar su primera misión de vuelo espacial tripulada.

Kioxia

Artículos relacionados