La consola Smach Z sigue mejorando cara a su lanzamiento: Ryzen V1807B + Vega 11

A la consola portátil Smach Z le está costando demasiado salir al mercado, hasta el punto que ya ha recibido el segundo cambio de hardware, el cual sustituye al Ryzen Embedded V1605B por el Ryzen Embedded V1807B, que si bien mantiene los mismos 4 núcleos y 8 hilos de procesamiento, las diferencias están en las nuevas frecuencias Base/Turbo de 3.35/3.80 GHz (vs 2.00/3.60 GHz), y en la inclusión de unos nuevos gráficos Radeon Vega 11 con 640 Stream Processors @ 1300 MHz (vs 512 SP's @ 1100 MHz).

Como punto negativo, este nuevo SoC de AMD arroja un TDP que duplica al del SoC anterior (de 12 a 25W vs de 35 a 54W), lo que se traduce en más calor y menos autonomía, a lo que se le suma que ahora podrá integrar unos desproporcionados y poco útiles 32 GB de memoria RAM DDR4 @ 2133 MHz junto a un SSD de hasta 480 GB (vs 256 GB).

Smach Z 740x364 0

Obviamente esta mejora de rendimiento era obligatoria, pues la consola, con el anterior SoC, era únicamente capaz de mover títulos como Sekiro: Shadows Die Twice, con una resolución inferior a la HD (1024 x 576 píxeles), y con los gráficos al mínimo, jugaremos a 25-30 FPS con caídas hasta los 20 FPS, y la cosa no es que fuera muy diferente con otros títulos, por lo que con este aumento de potencia al menos se puede disfrutar de una mayor fluidez y calidad visual.

El modelo más básico llega con 4 GB de memoria RAM y 64 GB de almacenamiento por nada menos que 699 euros, pasando por los 899 euros con 8 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento (+cámara de 5 MP), y 1.099 euros escogiendo 16 GB de RAM y 256 GB de almacenamiento interno. Tocará esperar a conocer la mejora de rendimiento y disminución de batería de esta nueva versión de la consola.

Artículos relacionados