Nueva demanda colectiva contra Apple por mermar el rendimiento de los iPhone más antiguos

Un grupo de 18 personas presentó una demanda colectiva contra Apple esta semana ante el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito del Norte de California, acusando a la compañía de estrangular "secretamente" el rendimiento de sus dispositivos iPhone más antiguos.

En caso de que no lo recuerdes, en el pasado, Apple admitió que redujo la velocidad de los iPhones más antiguos en un intento de proporcionar una duración óptima de la batería, pero ese plan fracasó inmensamente, probablemente porque la compañía inicialmente se ocultó de sus propios usuarios y luego desmintió toda la información.iPhone Xs y iPhone Xs Max 623x600 0

Los detalles de la demanda indican que la ralentización de los modelos de iPhone más antiguos fue uno de los fraudes al consumidor más grandes de la historia. Según la queja, que fue detectada por MacRumors, Apple ralentizó intencionalmente los dispositivos como parte de su obsolescencia programada para obtener más ganancias. Esto sugeriría que muchos clientes terminarían actualizando a un modelo más nuevo para experimentar una mejora de rendimiento y una mayor duración de la batería.

"Si bien los demandantes no necesitan atribuir ningún motivo detrás de la ralentización intencionada de los dispositivos por parte de Apple, es evidente que Apple continuó haciéndolo por la sencilla razón de que se cometen la mayoría de los fraudes: el dinero".

Apple se defendió alegando que esta reducción de rendimiento era por el bien de los usuarios, ya que al ralentizar el dispositivo este consumiría menos energía y la batería duraría más, en vez de que el dispositivo tuviera una evolución lógica: mantener su rendimiento intacto a favor de que la autonomía del terminal se redujera, por lo que el usuario únicamente tenía que tener más cuidado con la autonomía de su dispositivo o reemplazar la batería si el problema era grave, pero no reducir el rendimiento del procesador lastrando su rendimiento en todas las aplicaciones y sistema operativo.

Tras esto, Apple se vio obligada a ofrecer un reemplazo de la batería a sus usuarios a un coste de 29 dólares (vs 79$ de precio oficial) a finales de 2018 para solucionar el problema. Luego indicó que debido a estos descuentos, la compañía perdió una parte significativa de sus ingresos al cambiar cerca de 11 millones de baterías, cuando lo normal era que se sustituyeran 2 millones al año.

Ahora únicamente tocará esperar para conocer el resultado final de esta demanda.

vía: Wccftech

Artículos relacionados