MSI

La Vía Láctea se habría tragado a una galaxia enana hace 10.000 millones de años

La revista científica Nature Astronomy recogió unas investigaciones del Instituto de Astrofísica de Canarias (IAC), donde los astrónomos compartieron sus hallazgos al mapear una secuencia importante de eventos que dieron forma a nuestra galaxia hace 10.000 millones de años. Estos hallazgos indican de que una galaxia enana, Gaia-Enceladus, colisionó y se fusionó con la Vía Láctea. Su descubrimiento ofrece una nueva comprensión de cómo se formó la Vía Láctea.

Los astrónomos creían previamente que la galaxia estaba formada por dos conjuntos de estrellas separadas, pero exactamente cómo o cuándo se unían era un misterio. Usando el telescopio espacial Gaia, estos investigadores pudieron tomar medidas más precisas de la posición, el brillo y la distancia de aproximadamente un millón de estrellas. También observaron la densidad de "metales" o elementos sin hidrógeno o helio que contienen las estrellas. Los investigadores determinaron que ambos conjuntos de estrellas tienen aproximadamente la misma edad, pero que una fue puesta en "movimiento caótico", evidencia de una colisión de galaxias.

Vía Láctea

Los investigadores creen que Gaia-Encelado chocó con la joven Vía Láctea hace unos 10.000 millones de años, y en el transcurso de millones de años, la Vía Láctea consumió la galaxia enana. Los investigadores también determinaron que la colisión contribuyó a un tramo de formación estelar de 4.000 millones de años, y el gas de esa actividad se asentó para formar el "disco delgado" que corre a través del centro de la Vía Láctea. Creen que los remanentes de Gaia-Encelado eventualmente formaron el halo de la actual Vía Láctea.

Según los investigadores, esta información proporciona "detalles sin precedentes" sobre las primeras etapas de nuestra historia cósmica. Por supuesto, no es la primera vez que escuchamos que una galaxia consume otra. De hecho, nuestro vecino galáctico, Andrómeda, canibalizó una galaxia cercana hace unos 2.000 millones de años, y está en camino de chocar con la Vía Láctea en un futuro muy lejano.

vía: Engadget

Artículos relacionados