Hasta 10 años de prisión para un estudiante por usar el 'USB Killer' en los ordenadores de su escuela

Un ex alumno e 27 años de edad de la escuela privada 'The College of St. Rose', en Nueva York, se declaró culpable de destruir intencionalmente docenas de ordenadores, monitores y equipos propiedad de la escuela por un valor de más de 58.000 dólares usando un dispositivo "USB Killer" .

Según el Departamento de Justicia de los Estados Unidos, el alumno, llamado Vishwanath Akuthota, que reside en el país con una visa de estudiante, se grabó con su iPhone mientras conectaba un dispositivo USB Killer en 66 ordenadores y otros dispositivos. Según los documentos judiciales, el vídeo fue subido a Scribd, donde también se daba a conocer que cada vez que rompía un ordenador hacía comentarios al más puro estilo "está muerto" o "se ha ido. Boom".

USB Killer

El dispositivo USB Killer parece inocuo como cualquier otra unidad de almacenamiento externo, sin embargo, está lejos de ser una típica unidad de almacenamiento. Cuando está enchufado en un puerto USB, extrae energía de las líneas de alimentación USB hasta que alcanza almacena al rededor de los 200V en un condensador, momento en el cual descarga el voltaje almacenado en las líneas de datos USB. Lo hace repetida y rápidamente, varias veces por segundo hasta que el sistema se fríe, lo que suele suceder casi instantáneamente.

Este tipo de dispositivos se pueden adquirir de forma sencilla y tienen un precio que ronda los 55 euros. La compañía que fabrica el USB Killer dice que está destinado a probar los puertos USB contra ataques de sobrecarga de energía.

"Gracias a nuestros clientes, el USB Killer ha sido probado legalmente en cientos de dispositivos diferentes, revelando qué fabricantes han tomado medidas para proteger a sus clientes. El objetivo de las pruebas legales es crear conciencia, obligando a los fabricantes a proteger a sus clientes", dijo la compañía.

En ese sentido, en realidad existe un uso legítimo, y el fabricante del USB Killer cuenta con varias compañías destacadas entre sus clientes, entre ellas, Cisco, Microsoft, Panasonic o Samsung. Sin embargo, obviamente también se puede usar para causar daños. Además, casi todos los dispositivos con puerto USB son vulnerables, incluidas las consolas: pueden sobrecargar el 95% de los dispositivos de consumo con un puerto USB, y esto incluso afecta a los nuevos vehículos eléctricos.

Ahora, Vishwanath Akuthota se enfrenta a una condena de hasta 10 años de prisión, que si no fuera suficiente, se le sumará una multa de hasta 250.000 dólares. La condena se dará a conocer el 12 de agosto.

vía: PCG

Artículos relacionados