Varios trabajadores de Microsoft se quejan: “Creamos las HoloLens para hacer el bien, no la guerra”

A finales de noviembre de 2018, anunciábamos que el Ejército de los Estados Unidos (la U.S Army) había dado a conocer que adquirieron 100.000 gafas de Realidad Aumentada a Microsoft por un valor de 421 millones de euros, y tres meses después, varios trabajadores de la compañía publicaron una carta abierta al CEO Satya Nadella y al presidente Brad Smith en protesta por el movimiento y pidiéndole a la compañía que “deje de desarrollar todas y cada una de las tecnologías relacionadas con las armas“.

HoloLens uso militar

“Nos negamos a crear tecnología para la guerra y la opresión. Estamos alarmados de que Microsoft esté trabajando para proporcionar tecnología de armas al Ejército de los Estados Unidos para ‘aumentar la letalidad‘ usando las herramientas que construimos. No nos unimos para desarrollar armas, y exigimos una opinión sobre cómo se usa nuestro trabajo”. Así comienza la carta, titulada “HoloLens For Good, Not War” (HoloLens para el bien, y no la guerra).

“Si bien la compañía ya ha otorgado licencia técnica al Ejército de los Estados Unidos, munca ha cruzado la línea hacia el desarrollo de armas. Con este contrato, sí. La aplicación de HoloLens dentro del sistema IVAS (Sistema de Aumento Visual Integrado) está diseñada para ayudar a las personas a matar. Se implementará en el campo de batalla, y funciona convirtiendo la guerra en un simulador de videojuegos, alejando a los soldados de las sombrías garras de la guerra y la realidad del derramamiento de sangre”. Continúa la carta, señalando que muchos de los ingenieros trabajaron en las HoloLens antes de que existiera el contrato, y que ahora están viendo su trabajo reutilizado para uso militar.

vía: PCG

Artículos relacionados