Las acciones de Intel caen tras revelar sus resultados financieros (Q4 2018)

Llegó uno de los momentos más esperados de enero, conocer los resultados financieros de Intel pertenecientes al cuarto trimestre de 2018 (Q4 2018), el cual hay que recordar que ese ha sido el trimestre más duro de la compañía, ya que ha sido cuando el gigante azul no ha sido capaz de suministrar las CPUs que demandaba el mercado, por lo que es lógico pensar que los ingresos se han reducido de forma significativa.

De acuerdo con la CNBC, los analistas preveían 19.010 millones de dólares en ingresos, pero fallaron por poco más de 300 millones, y es que Intel consiguió 18.700 millones de dólares. Dicha cifra se traduce en un 9 por ciento más respecto al mismo periodo del año pasado, pero esto no contentó a los accionistas, y es por ello que el valor de las acciones de la compañía se redujeron en hasta un 8 por ciento tras darse a conocer la información.

Logo Intel 740x341 0

Pese a que su cuota de mercado se ha visto un poco mellada por la presencia de AMD, el dominio de Intel sigue siendo aplastante, sobretodo en el segmento de equipos de sobremesa, pero los informes también revelaron que si bien las ganancias aumentaron respecto al mismo periodo de 2017, las ventas, y muchas de las cifras asociadas a ellas, fueron mucho más decepcionante de lo que la propia compañía proyectaba.

La división más perjudicada fue la 'Intel Data Center Group', donde ha pasado de generar el 50% de sus ingresos a apenas un 24%. "Los proveedores de la nube actualmente están absorbiendo capacidad ", dijo Intel en su presentación trimestral a los inversores. En el mercado de consumo, el que nos importa, la compañía aumentó un 10% sus ingresos. Mientras que en el Internet de las Cosas (IoT) cayeron un 7%, por lo que finalmente los procesadores para equipos de consumo fueron un gran colchón para la compañía.

Artículos relacionados