Polestar 1, el eléctrico de fibra de carbono nos muestra su primer test de choque

Los vehículos de Tesla no solo han demostrado que los vehículos eléctricos son ya una realidad, sino también seguros, y hoy toca ver cómo se desenvuelve el Polestar 1, el primer vehículo de Polestar, una subsidiaria de Volvo, donde su vehículo llama rápidamente la atención por ser eléctrico y usar un chasis de fibra de carbono, el cual presenta ciertos desafíos cuando se diseñan automóviles pensando en la seguridad de quienes van dentro.

Polestar 1 740x416 0

A diferencia de un chasis de acero, donde la flexión ayuda a las zonas de deformación integradas para reducir la cantidad de energía de choque que llega a los ocupantes del vehículo, la fibra de carbono disipa la energía al romperse y aplastarse. Se prestó mucha atención a la forma en que el cuerpo de fibra de carbono reaccionó a las fuerzas extremas involucradas en el impacto. Los ingenieros también se enfocaron en cómo la estructura de cuerpo de acero subyacente y la 'libélula' de fibra de carbono que la fortalece, manejan las fuerzas.

Pese a lo que pueda parecer, los resultados obtenidos han sido positivos tras un impacto frontal de 56 km/h, aunque eso si, la seguridad de los ocupantes está garantizada, pero no queremos imaginar lo que costaría una reparación de un vehículo con chasis de fibra de carbono.

vía: HOCP

Artículos relacionados