ILIFE W400: Un robot inteligente para fregarnos el suelo

Los robot aspiradora se han vuelto bastante comunes en la vida cotidiana, y ahora están comenzando a surgir sus mejores amigos, los "robot friegasuelos". Un claro ejemplo es el ILIFE W400, un robot pensado para usarlo después de que el robot aspiradora, o la clásica escoba, haya hecho su trabajo en casa, y será dejarnos el suelo como los chorros del oro.

Para ello, este robot incluye un depósito de 0.85 litros de agua limpia junto a un depósito por separado de 0.9 litros para el agua residual. Este agua limpia sale en forma de 6 chorros por debajo del robot, donde un rodillo será el encargado de limpiar el suelo. Adicionalmente, tenemos un succionador para eliminar el agua residual y permitir que el suelo se seque más rápido, o incluso hacer uso del raspador, el cual ayudará a limpiar residuos secos sobre el suelo además de dejarlo casi seco.

ILIFE W400 740x432 0

Como cualquier otro robot de limpieza, cuenta con numerosos sensores para detectar obstáculos y evitar que se choque o que se pueda caer por las escaleras. Podremos controlar la limpieza mediante un panel multifuncional incluido en el chasis, un mando, o el smartphone, y su batería de 2600 mAh permitirá una autonomía de limpieza de 1 hora y 20 minutos. Cuando acabe la limpieza, o la batería se vaya a agotar, volverá de forma autónoma a su base de carga, pero no se podrá cargar, será necesario levantarla y conectarla, así se evitan posibles problemas, pues el agua y la electricidad no son buenos amigos.

Si tu sueño se ha hecho realidad con la ILIFE W400, debes sabe que vale 320 euros, pero que estará en oferta el 11 de noviembre (el popular "Black Friday Chino" conocido como 11.11) a un precio mucho más interesante de 224 euros, un precio bastante bajo por tener la casa siempre limpia sin tocar la fregona.

Artículos relacionados