Gigabyte puede entrar en pérdidas durante el Q4 2018, la avaricia por las criptomonedas

Gigabyte, como otros muchos fabricantes de tarjetas gráficas, sucumbió a la locura de satisfacer tatas gráficas como pudieran pensando en  los mineros de criptomonedas.

Todo iba viento en popa. Las gráficas casi habían duplicado su precio y tal y como llegaban se vendían de forma instantánea, pero parece que Gigabyte no hizo bien los planes. Ya sea por llegar tarde, no analizar bien el mercado, o comprar una gigantesca cantidad de tarjetas gráficas, la compañía cuenta con tal stock de gráficas que, junto a los problemas de producción de la GeForce RTX 2080 Ti, hacen que la compañía vaya a finalizar el cuarto trimestre de 2018 (Q4 2018) en números rojos.

Gigabyte Aorus GeForce GTX 1080 Xtreme Edition 8G 06 740x423 0

Ya habíamos anunciado que el Q3 2018 de Gigabyte se cerró con unas ganancias de sólo 3.7 millones de euros, lo que revelaba que el inventario vendido prácticamente llegaba para cubrir los costes asociados con las comercialización de sus productos.

La competencia en los mercados gaming y de servidores sigue siendo feroz, y 2019 puede convertirse en un año bastante duro para Gigabyte, y más si tenemos en cuenta el reciente artículo que publicábamos donde 'Los fabricantes de placas base y gráficas tendrán problemas para dar salida a sus productos en 2019', por lo que Gigabyte se verá doblemente afectada. Tocará esperar a enero para saber el impacto negativo de su dependencia al mercado minero.

vía: Digitimes

Artículos relacionados