Acusan a China de implantar chips espía en una gran empresa de telecomunicaciones de EE.UU

Hace unos días, el mundo entero se hizo eco de la noticia publicada por Bloomberg, en donde el medio estadounidense aseguraba que algunas de las compañías tecnológicas más importantes, como Apple o Amazon, habían sido víctimas de un ataque de China. Aunque todas las entidades involucradas, incluyendo a Supermicro y el propio Gobierno de Estados Unidos, han negado las informaciones de Bloomberg, el conocido como el 'Gran Hackeo' todavía está lejos de terminar.

Y es que Bloomberg ha vuelto al ataque publicando nuevos datos que evidencian la presencia de modificaciones realizadas en el hardware de Supemicro por operarios chinos antes de su envío a los Estados Unidos. Y es que, en su artículo, el medio asegura que 'una gran empresa de telecomunicaciones de Estados Unidos' (sin revelar su nombre) encontró algunos componentes manipulados de los servidores comprados a Supermicro.

cable ethernet 0

Así lo confirma el investigador de ciberseguridad Yossi Appleboum, que indica que "uno de los servidores daba una señal de comunicación inusual", lo que llevó a la compañía a investigar el hardware del servidor. En el proceso, los investigadores encontraron un diminuto chip escondido en uno de los cables Ethernet dentro del servidor. Appleboum determinó que el servidor en cuestión había sido modificado en una fábrica en Guangzhou, China, antes de ser enviado a Estados Unidos.

Por su parte, todas las compañías de telecomunicaciones han negado ser el sujeto principal de las informaciones de Bloomberg, y han negado haber sido afectadas por un caso similar. Según Engadget, las empresas estadounidenses AT&T y Sprint han confirmado que ni siquiera utilizan hardware de Supermicro, mientras que otras como T-Mobile, Verizon, CenturyLink o Comcast han negado haber sufrido ningún ataque por parte de China.

Artículos relacionados