Los fabricantes de GPUs mantendrán sus margenes de beneficio pese al frenazo en las ventas

DigiTimes ha informado que los fabricantes de tarjetas gráficas (GPUs) Asus, MSI, Gigabyte y TUL Corporation (PowerColor), junto al canal de suministro, se están preparando para una disminución en la venta prevista de tarjetas gráficas durante la segunda mitad de 2018.

Esto no es que sea una nueva noticia, ya que se mantiene la tendencia desde diciembre de 2017, momento en el que el Bitcoin alcanzó el máximo histórico para luego caer sin control arrastrando al resto de las criptomonedas consigo.

Granjas gráficas criptomonedas 2 740x593 0

A medida que las ganancias disminuyen, aumenta la dificultad y los mineros ya no ven rentable seguir minando, por lo que se deshacen de sus tarjetas gráficas en el mercado de segunda mado esperando que los gamers le den una segunda oportunidad, lo que resta las posibilidades de que muchos usuarios puedan adquirir una gráfica de primera mano.

Naturalmente, esta reducción de la demanda significa que los precios de las tarjetas gráficas también han disminuido y se han estabilizado prácticamente hasta alcanzar casi el punto en el que comenzó a explotar la minería, pero realmente no han bajado al precio que deberían costar teniendo en cuenta que son GPUs con hasta 2 años de antigüedad en el mercado.

Granjas gráficas criptomonedas 1 740x463 1

Esto se debe a que los fabricantes de tarjetas gráficas, obviamente, no quieren regalar sus ganancias récord en su totalidad; y muestran cierta reticencia a la hora de reducir el precio de sus tarjetas gráficas manteniendo los márgenes brutos en torno al 20%, la mitad de los precios posteriores a la minería (40-50% de margen).

Como tal, los fabricantes de tarjetas gráficas vuelven a abandonar el auge de la minería como fuente de ingresos estables buscando otras soluciones (como servidores, aceleración de centros de datos y similares, en el caso de TUL Corporation).

Otra cosa que ciertamente ayudaría a los fabricantes de tarjetas gráficas a mantener la alta demanda y las ganancias, por supuesto, sería el inminente lanzamiento de la nueva generación de GPUs de Nvidia.

Artículos relacionados