El AMD Ryzen 5 2600 sin la soldadura de Indio mejora 4ºC su temperatura

Der8auer, uno de los overclockers más famosos del momento, quiso comprobar cómo se comporta la soldadura empleada en un AMD Ryzen 5 2600, soldadura que une el die del procesador con su encapsulado y, a diferencia de las CPUs Intel, al estar soldado es mucho más complicado quitarlo respecto a la silicona y el compuesto térmico de baja calidad que sellan el encapsulado de las CPUs del ‘gigante azul’.

Ryzen 5 2600 die 740x417 0

Tal y como reflejó en el vídeo, la prueba la realizó con el AMD Ryzen 5 2600 únicamente con el propósito de evaluar si el beneficio de emplear un compuesto térmico de alta calidad justificaba el riesgo que entraña quitar el encapsulado a la CPU. Esta soldadura se realiza con Indio, por lo que quitar el encapsulado es algo complicado pero no imposible. Para ello simplemente se necesita generar el suficiente calor como para que se derrita la soldadura, por lo que se necesita alcanzar una temperatura de 156,60ºC. Tras meter la CPU en el horno a una temperatura entre los 170 y 180ºC, Der8auer pudo quitar el encapsulado fácilmente con su herramienta destinada a tal fin.

Tras limpiar el die, y añadir un compuesto de metal líquido Thermal Grizzly, los resultados no fueron igual de impresionantes respecto a lo que estamos acostumbrados a ver en las CPUs Intel, ya que el Ryzen 5 2600, overclockeado a 4.10 GHz con 1.35v, presentó una diferencia de temperatura de solo 4ºC, por lo que no compensa el riesgo que entraña retirar la soldadura, pues en el caso de Intel, se retira con mucha más facilidad y en el pasado ha llegado a existir hasta casi 20ºc de diferencia.

Artículos relacionados