Futuremark nos muestra cómo funciona la tecnología DirectX Raytracing en el 3DMark Time Spy

Ya tenemos otra compañía mostrando en funcionamiento la nueva tecnología DirectX Raytracing, y esta no es otra que la experta en benchmarkings Futuremark, la cual ha mostrado las diferencias que existen entre activar y desactivar dicha tecnología en su exigente software de benchmarking 3DMark Time Spy.

3DMark Time Spy con DirectX Raytracing 1 0

Hay que recordar que DirectX Raytracing llega como una extensión de la API DirectX 12 de Microsoft para Windows 10 que permite renderizar los rayos del sol y todo lo que ello entraña (reflejos, sombras, etc) y reflejos en tiempo real, y que si este benchmark estuviera disponible a día de hoy, prácticamente ningún gamer podrá ver en funcionamiento dicha tecnología, pues el requisito mínimo pasa por emplear una tarjeta gráfica basada en la arquitectura Volta.

3DMark Time Spy con DirectX Raytracing 2 1

Este requisito se traduce en que como mínimo, tendríamos que usar una Nvidia TITAN V que cuesta en la actualidad 3.100 euros, o esperar a la próxima generación de gráficas, así que tu GeForce GTX 1080 Ti overclockeada con plutonio no es suficiente para mover dicha tecnología, y esto se debe a que se basa en los Tensor Core, unos núcleos pensados para dar vida a una Inteligencia Artificial que es la encargada de hacerse cargo de la iluminación, lo que ya adelanta que la próxima generación de GPUs gaming incorporarán los núcleos Tensor.

Kioxia

Artículos relacionados