The Legend of Zelda: Breath of the Wild – Portable (720p) vs Dock (900p)

Hoy es el día en que la Nintendo Switch está disponible para todos los mortales, la nueva consola portable de la compañía que está destacando por su título estrella, The Legend of Zelda: Breath of the Wild, donde la crítica en general y usuarios le dan una nota media de sobresaliente. Aquí nunca hemos nombrado ningún juego por lo buena que sea su valoración, pero sí por su calidad gráfica y rendimiento, es por ello que gracias a Digital Foundry toca mira de cerca el título estrella de Nintendo más allá de la jugabilidad, historia o el entretenimiento que nos pueda aportar.

zelda breath of the wild arte conceptual 1 740x424 0

Como bien sabéis, el rendimiento de la Nintendo Switch varía según el uso que le demos, esto se traduce en jugar de forma portable, o conectada al Dock Station para su uso en televisión. No solo varía el rendimiento, sino la resolución de pantalla, cayendo a una resolución HD de 1280 x 720 píxeles desde la propia consola, o a 1600 x 900 píxeles conectada al televisor, un 56 por ciento de resolución extra, mientras que el ancho de banda de la memoria sólo crece un 20% debido a que la memoria pasa de trabajar de 1331 MHz a 1600 MHz. Lo mismo pasa con la frecuencia de su gráfica, que pasa de 384 MHz en su versión portátil a 768 MHz conectada al televisor.

The Legend of Zelda Breath of the Wild Dock vs Portable 740x209 1

Esto se traduce, que en términos de rendimiento, la consola cuando está conectada al televisor pierde rendimiento generando stuttering en zonas donde si jugamos desde la consola no sucede. Digital Foundry indica que esto ocurre frecuentemente cuando nos movemos por el mundo abierto desde el principio del juego. En algunos lugares se ofrecen unos constantes 30 FPS mientras que en otras zonas hay caídas repentinas a 20 FPS.

En lo que respecta a la calidad, es una consola portátil, así que únicamente nos limitaremos a comparar la calidad gráfica de su versión portable frente al Dock Station, y hay que reconocer que no hay prácticamente diferencias destacables. Si nos fijamos bien, algo en las sombras, pero en una fotografía fija, en movimiento no nos daremos ni cuenta.

Hay que destacar que jugando al The Legend of Zelda: Breath of the Wild desde la consola, a 720p, no hay signos de antialiasing ni se pueden ver los píxeles de pantalla, por lo que para el uso principal que se le va a dar a la consola, que es portable, es la opción perfecta, pues aporta la misma calidad que conectada al televisor y con un mejor rendimiento. La disminución de las frecuencias (para ahorrar batería) se subsana con la reducción de resolución.

Artículos relacionados