El Asus VivoStick llega tarde y a un alto precio

El Asus VivoStick llega tarde y a un alto precio

Anunciado en la IFA 2015, que tuvo lugar nada más comenzar el mes de septiembre de 2015, han tenido que pasar 7 meses para que Asus lanzara su ordenador del tamaño de un pendrive, el Asus VivoStick, tiempo más que suficiente como para llegar tarde respecto al resto de fabricantes y con un una pega notoria, su elevado coste.

Asus VivoStick TS10

El VivoStick es un ordenador con un tamaño de 137.9 x 34 x 14.9 mm de espesor con 68 gramos de peso que cobra vida por medio de un desconocido procesador Intel Atom x5-Z8350 @ 1.44 GHz acompañado de 2 GB de memoria RAM junto a 32 GB de almacenamiento interno y respaldado de la conectividad WiFi 802.11ac + Bluetooth 4.1, dispone de un puerto USB 3.0, un puerto USB 2.0 , se conecta mediante un puerto HDMI y requiere de alimentación externa en forma de un puerto microUSB.

Asus VivoStick PC

Por desgracia el Asus ivoStick PC no permite ampliar su almacenamiento por medio de una tarjeta microSD, algo preocupante cuando se suma el sistema operativo Windows 10 junto a una gran cantidad de bloatware (aplicaciones Asus, Microsoft Office y Adobe Acrobat Reader) que hace que no haya prácticamente espacio para hacer nada. Por ahora está disponible únicamente en el mercado japonés a un precio al cambio de 175 euros, 71 euros más caro que el MeeGopad T03 Pro que ofrece una ranura microSD para tarjetas de hasta 64 GB e incluso más caro que el Intel Compute Stick.

Artículos relacionados